04.10.2017
Klipsch KDA 500: versátil solución de amplificación DSP

Un sistema flexible y completo que ofrece una gran compatibilidad con todo tipo de altavoces, ya sea en un entorno doméstico, más reducido, o en uno comercial, más extenso.

Equipado con tecnología DSP, está provisto de múltiples conexiones de entrada y salida (tanto balanceadas como no balanceadas) y permite realizar un sinfín de ajustes paramétricos y de ecualización a través de una aplicación gratuita que se puede descargar en dispositivos móviles.   


  

Magnetrón, empresa especializada en equipos y soluciones de sonido, acaba de presentar un nuevo modelo de amplificador: Klipsch KDA 500.

Una solución elegante y completa que ofrece compatibilidad con todo tipo de instalaciones y altavoces, desde los más sencillos de una instalación doméstica hasta las complejas instalaciones comerciales.

Pequeñas o grandes instalaciones

Montado con una sola unidad de rack y equipado con tecnología DSP (procesador digital de señal), este equipo ofrece hasta 500 vatios de potencia de baja impedancia y compatibilidad con sistemas de 70/100 vatios para aplicaciones de línea distribuida.

Los ajustes de impedancia son completamente independientes, yendo de canal a canal, por lo que un instalador puede ejecutar un canal de baja impedancia con otro 70/100 vatios para una completa personalización además de la máxima eficiencia.

Conectividad matricial

Por otra parte, Klipsch KDA 500 está provisto de cuatro entradas y salidas matriciales, entre las que se hallan conectores Phoenix balanceados capaces de soportar cableado de calibre 12. Entre la conectividad no balanceada, se encuentran entradas y salidas RCA, lo que hace de este dispositivo una de las soluciones de energía más flexibles del mercado.

Control y configuración en un clic

Prácticamente todos los aspectos técnicos de este sistema, desde sus entradas y salidas, pasando por su impedancia y sus ajustes acústicos se pueden personalizar por completo mediante el menú DSP al que se puede acceder a través de Internet. Para ello, tan sólo hay que conectar un ordenador portátil al puerto RJ-45, situado en el panel trasero del amplificador, e introducir la dirección IP asignada en el navegador web con el que trabaje el usuario.

Además de establecer contraseñas de canal protegidas, realizar ajustes de ganancia, ecualización y limitación, el menú DSP proporciona preajustes para casi todos los altavoces Klipsch, así como una optimización del rendimiento acústico y de la potencia estos productos con un sólo clic.

Del mismo modo, es posible descargar de manera gratuita la aplicación DSP gratuita y, así, controlar todos los elementos anteriores de forma inalámbrica, mediante una tableta, un smartphone o un ordenador. Todo ello siempre que el sistema se encuentre conectado a un router wireless.


Galería de Imágenes